Artículo

Hamed Ehadadi: ¿Puertas cerradas en la NBA?
Alrededor de un campeonato, siempre hay historias para todos los gustos. Rumores de fichajes, declaraciones en caliente, pronósticos de todos los colores, etc. La última noticia que ha sonado con fuerza en Pekín tiene a Hamed Ehadadi como protagonista, tras la publicación en numerosos medios norteamericanos de su imposibilidad para fichar por cualquier conjunto de la NBA


Hamed Ehadadi, durante el encuentro ante Lituania (Foto EFE)

Redacción, 18 de ago. 2008.- Lo cierto es que era complicado no fijarse en él. 2,18, cuerpo y alma de toda una selección olímpica. 23 añitos de talento y unas estadísticas en el campeonato de impresión. Y es que Hamed Ehadadi, con sus 16,6 puntos y 11,2 rebotes por choque, ha sido una de las sensaciones del torneo.

A medida que ha ido creciendo en el transcurso de la competición –comenzó con unos tímidos 9 puntos ante Rusia y ha acabado promediando dobles figuras y rozando la veintena de puntos por choque-, a Ehadadi se le comenzó a relacionar con equipos de una talla bastante superior al del Saba Battery, su actual equipo. Sonó con especial fuerza para Memphis Grizzlies, el próximo equipo de Marc Gasol y el morbo parecía servido. Un iraní en la NBA… y por derecho propio. Ehadadi no eludía los rumores y reconocía estar ilusionado. “Es mi sueño llegar allí, me encanta América”.

Sin embargo, según informó Yahoo, amén de otros medios estadounidenses, la llegada de Ehadadi a la NBA no iba a ser tan sencilla. Según estos medios, el pasado viernes 15, la propia NBA se puso en contacto con los 30 clubes de la competición mediante una carta, para recordarle que está “prohibido, para cualquier persona u organización de los Estados Unidos, entablar cualquier tipo de relaciones comerciales con los iraníes”.

Polémica servida. Periodistas de medio mundo emitiendo toda clase de opiniones, con más base política que del propio baloncesto; el jugador, en la cresta de la ola de la polémica de la noche a la mañana, limitándose a hacer su trabajo (¡Y de qué forma! 17 puntos y 15 rebotes en su despedida olímpica ante Croacia; Stern, siempre según la prensa estadounidense, buscando formas de hacer una excepción y abrirle las puertas de la NBA a Ehadadi. Todo un rompecabezas un poco extraño de entender en pleno siglo XXI.

Hamed, por si acaso, ya se ha encargado de decir que sólo saldrá de su país para ir a la NBA, disipando cualquier posible rumor de una hipotética llegada a Europa tras su gran torneo olímpico. Por tanto, se presume una recta final de verano llena de rumores, de polémicas y de opiniones enfrentadas por el futuro de Ehadadi, un pívot que ha pasado de ser conocido por sus excelentes condiciones y por, qué ironía, su paso por la liga de verano de la NBA a ser símbolo de lucha política e ideológica. El gigante Ri Myung Hun vivió en primera persona la situación del iraní, que espera tener más suerte que el norcoreano. Él no pudo cumplir su sueño de NBA.

Daniel Barranquero
@danibarranquero
ACB.COM

Últimos artículos del autor



© ACB.COM, 2001-

Aviso Legal - Política de cookies - Política de protección de datos